Quiénes Somos Orden de Mérito Handicap Videos-Imagen Acceso Email Miembros
Estructura Blog Normas

Nueva travesura de John Daly


11/11/2011

En el Open de Australia ha habido golpes mágicos, historias conmovedoras, momentos inolvidables... Y John Daly.

El jugador, asiduo visitante al Torneo Australiano, volvió a protagonizar un esperpéntico espectáculo al retirarse del Open en la primera jornada después de tirar en el hoyo 11, siete bolas seguidas al agua .

En el anterior hoyo acababa de ser penalizado con dos golpes por jugar una bola equivocada desde un bunker.
Después, en el tee del hoyo 11,  entre furioso y abochornado por la situación anterior, decidió que tenía que terminar por la vía rápida.  Su segundo disparo fue derecho al agua, igual que sus siguientes seis tiros, cogió a su mujer e hijo  –viaja con él porque no lo tiene escolarizado–  y argumentando que se había quedado sin bolas, firmó la tarjeta, dio la mano a sus compañeros de partido y se marchó a su casa.


Las reglas permiten pedir bolas de reemplazo al jugador que se quede sin ellas, pero Daly no lo hizo así, simplemente cabreado, quería abandonar el Torneo con cualquier excusa, y como de costumbre, cuando las cosas se pusieron difíciles, John Daly se dio por vencido.
De haber acabado el hoyo se hubiera anotado un mínimo de 16 golpes, incluidas la penalizaciones por agua. En el video podemos observar como su hijo y su mujer secundan al jugador al abandonar el campo, y lo curioso es que su esposa tiene el mismo genio que su media naranja, -golpea desairadamente a la cámara de un fotógrafo que se encontraba cubriendo el evento..

"La PGA no necesita este tipo de comportamiento que Daly está convirtiendo en una especie de hábito..., es inaceptable" dijo el director del Open, Trevor Herden, quién también dijo que “diría que es la última vez que hemos visto a John Daly por aquí"

Por contra el polémico jugador escribió en su twitter: “Cuando las bolas se acaban, se acaban”,   y así explico su deplorable comportamiento.

Es inevitable preguntarse por el hijo... sin escolarizar y viendo el ejemplo práctico de sus padres, toda una joya de educación la que recibe.... ¡Qué pena!
Daly, jugador de 45 años, ya fue suspendido durante seis meses en el Circuito Americano en 2009 y hace dos meses, en el Open de Austria, también protagonizó otra espantada en mitad del juego de la segunda vuelta, cuando tras discutir con el árbitro un dropaje que no era válido, decidió no jugar los últimos tres hoyos.
John Daly debe saber que la paciencia de los organizadores también tiene un límite, igual que sus bolas...

2 comentarios :

  1. Parece ser que el fotógrafo al que agrede la esposa de Daly, sabía que iba a golpear la bola equivocada en el bunker del 10, y no avisó al jugador. No me extraña la actitud del genial John Daly, es para cabrearse y mucho.

    ResponderEliminar
  2. Efectivamente parece que fue así.., un cámara sabía que iba a golpear a una bola que no era la suya y no advirtió a Daly, pero eso de ninguna manera justifica la actuación del jugador ni de su esposa, al fin y al cabo son el jugador y su caddie los responsables de administrar ésas situaciones.

    Son profesionales, ganan muchísimo dinero y deben de tener en cuenta "todas" las circunstancias del juego, además, son los propios jugadores los que se han quejado en muchas ocasiones cuando han sido descalificados a instancias de la denuncia de un espectador ante una irregularidad no vista por los árbitros ni por el propio afectado, así que hay que estar a las duras y a las maduras, si el público no debe influir, que no influya, ni para "avisar" al jugador antes de cometer una posible irregularidad, ni para denunciarla si ésta se produce.
    El público es público y en ningún caso se puede convertir en juez o parte de la contienda.

    ResponderEliminar

 
Copyright © Hasvistomibola 2009 - All right reserved | Best view on mozilla, internet explorer, google chrome and opera.| Aviso Legal y Normas